A veces se puede confundir una con la otra pensando que son sinónimos, pero ambas disciplinas requieren de distintas habilidades.

  • Diseño de interiores 

Para esta disciplina se necesitan entender el arte y ciencia del comportamiento de las personas en espacios, para así crear lugares funcionales.

Se tiene que pensar en la integridad arquitectónica del edificio, casa o local cuando se hacen renovaciones o cambios que pueden comprometer la estructura interior, por lo que se requiere tener conocimientos en arquitectura, para saber coordinar con la mano de obra y cliente.

Para el diseño de un espacio se tiene que tomar en cuenta la acústica, la iluminación, la temperatura entre espacios, teniendo en mente como unir estos aspectos para que sea funcional, eficaz, hermosa y que se adapte al estilo que la persona, por la que se crea, tiene.

  • Diseño

Ellos enriquecen los interiores con un amueblamiento y adornamiento de elementos que se encuentren en tendencia.

No necesita de los conocimientos de arquitectura, porque solo requieren de entender combinaciones de colores, temas para habitaciones, disposición de mobiliario, la estética que deberán llevar los objetos que decorarán un cuarto.

No es inusual contratar a ambos, pero el diseñador de interiores está calificado para el también decorar el espacio.

[contact-form-7 404 "Not Found"]

 

Con información de Marmolesarca